jueves, 5 de marzo de 2015

Tarta de los domingos

He tenido que rebuscar en mi memoria para acordarme de cuando hice esta tarta, jeje. Fue para el cumpleaños de mi suegra en noviembre. 
Llevo muchos meses sin actualizar el blog y reconozco que ha sido por dejadez principalmente. 
En verano no suelo actualizar porque me marcho a la playa prácticamente los 3 meses (sobre todo este año pasado) y mi portátil me la juega de vez en cuando haciendo cosas raras. No voy a buscar excusas, lo que tengo que hacer es retomarlo y una vez a la semana actualizarlo, al menos lo voy a intentar.
Mi sobrina Laura ha sido la que más me ha "animado" diciéndome que lo actualizara porque llevaba desde julio sin hacerlo. Me lo ha dicho más de una vez y ha sido por ella y por seguir recopilando todas las recetas que preparo por lo que me he decidido a retomar el blog. Este último fue el motivo principal para crear este blog.
Vayamos con la receta. El nombre se lo puso mendia, su autora. Tal y como ella explico cuando nos la dio a conocer en el foro de mundorecetas. Es una de esas tartas que tienen apariencia y sabor a postre casero de los de toda la vida.
No os asustéis si parece una receta un poco larga, cuando la elaboramos no resulta tan complicada y el resultado es excelente, sobre todo el toque que le da la salsa de caramelo, está buenísima!!
Es aconsejable hacerla en un molde cuadrado (mejor de cristal) y saber que esta tarta no se desmolda. Es mejor ir haciendo porciones y servir directamente en el plato.
La hice pequeña para tomarla ese día y en vasos individuales. 




Ingredientes:
Galletas normales
Crema pastelera 
- 500gr de leche
- 80 gr de azúcar
- 40 gr de maicena
- 3 huevos
- 1 cucharadita de azúcar vainillado
Nata montada
- 500 g. de nata para montar muy fría
- 70 g. de azúcar glas
- Una cucharada sopera de queso crema  o un sobre de estabilizante. Yo no utilizo ninguna de las dos cosas.
Salsa de caramelo o toffe
- 150gr  de azúcar
- 2 ó 3 cucharadas de agua
- 200 gr  de nata a temperatura ambiente
Preparación:
Cubrir la base del molde con una capa de galletas sin remojarlas.
Preparar la crema pastelera echando todos los ingredientes al vaso y programando 7 minutos, 90º, vel. 5.  Recién hecha, la vertemos en el molde. Cubrimos con otra capa de galletas, (las puedes remojar con un poco de leche sola o aromatizada con algún licor) pero sin pasarnos, tan sólo vuelta y vuelta, que aún queden firmes.
Reservamos la tarta en el frigorífico, mientras  preparamos el toffe.
Hacemos un caramelo con el azúcar y el agua, en una sartén removiendo continuamente,  cuando coja color, añadimos los 200gr de nata templada, poco a poco y sin dejar de remover. No echéis la nata a bocajarro, poco a poco, integrándola bien.
Cuando se haya integrado la nata y espese un poco, quitamos del fuego y dejamos que enfríe. 
Mientras enfría, montamos la nata.Ponemos la mariposa en las cuchillas y echamos en el vaso la nata, el queso y el azúcar. Programamos velocidad 3 y medio pero sin tiempo, hay de estar atenta. (Podemos parar la máquina las veces que queramos para comprobar la textura). Yo monto la nata en la Kichend Aid de ahí que no necesite estabilizante ni la cucharada de queso
Sacamos la tarta, cubrimos con la nata y alisamos. Volvemos a meter en la nevera. Cuando está el toffe frío, (muy espeso) lo vertemos sobre la capa de nata, movemos un poco el molde para que se extienda bien.
A la nevera de nuevo hasta la hora de servir.

 

viernes, 4 de julio de 2014

Aguacates rellenos

Este plato es uno de mis preferidos en época veraniega. Es súper fácil, además de sano porque el aguacate tiene 20 gr (por pieza) de grasas monoinsaturadas con grandes cantidades de ácido oleico y alfa-linolénico (ácido graso omega-3). Esto ayuda a mejorar el nivel de colesterol y estabilizar el ritmo cardiaco. Además mejora el sistema inmunológico y gracias a los 7 gr de fibra por pieza que contiene hace que sea un producto que nos hace sentirnos saciados por más tiempo.
Todo son ventajas, aunque sí es verdad que tiene un aporte calórico bastante alto es una verdura que debemos consumir por sus muchos beneficios.
Lo podéis rellenar de lo que más os guste. También están muy ricos rellenos de atún, salmón ahumado etc...




Ingredientes:

- Un aguacate por persona
- Unos palitos de cangrejos
- Unas gambas peladas
- Salsa rosa
- Un limón


Preparación:

Partimos en dos los aguacates y quitamos el hueso. Reservamos la piel para luego servirnos de molde. Con un sacabolas vamos sacando la carne del aguacate y reservamos rociándolas con unas gotas de limón.
Las gambas las podemos poner unos minutos en el microondas o pasarlas por la sartén. Yo personalmente me gustan más en la sartén con unas gotitas de aceite. Las reservamos.
Troceamos los palitos de cangrejo y mezclamos con las bolas de aguacate y las gambas (reservamos dos para decorar).
Rellenamos los aguacates con la mezcla y ponemos salsa rosa al gusto y colocamos una gamba en cada mitad del aguacate para decorar.



lunes, 5 de mayo de 2014

Brazo de fresas, nata y nueces

Estamos en época de fresas, bueno y eso que ya no nos queda mucho porque ya he visto cerezas que vendrán a desbancarlas, más que nada porque cada una tiene su tiempo. Este año como todos, hemos comido muchísimas, pero no había preparado ningún postre con ellas. 
Aprovechando que el domingo fue el día de la madre y  aunque no soy de celebrar mucho estas cosas,  me gusta llevar algo dulce cuando vamos a comer a casa de mi suegra. Lo prepare el día antes y lo deje en el frigorífico toda la noche.
La tenia pendiente desde que la vi en el blog bocados de cielo. Sus fotos son preciosas!!
Nos ha gustado mucho pero no es ninguna novedad porque es una combinación que nunca falla. Las fresas con nata son una delicia y junto con el bizcocho de chocolate....ya ni os cuento!!





Ingredientes:


Para el bizcocho:
- 6 huevos.
- 140gr. de harina.
- 150gr. de azúcar.
-  40gr. de cacao puro.
- Una pizca de vainilla.

Para el relleno:

- 400ml. de nata para montar.
- 50gr. de queso tipo philadelphia (yo no lo puse)
- 300gr. de fresas.
- 5 nueces.
- 100gr. de azúcar glas.



Preparación:



Para el bizcocho:

- Separar las claras de las yemas. Montar las claras con las varillas a punto de nieve. Reservar.
- En un bol colocar las yemas y el azúcar y batiremos (con las varillas también), hasta que doblen volumen y hayan blanqueado.
- Incorporaremos la harina y el cacao tamizados a la mezcla de yemas y uniremos con cuidado, con movimientos envolventes.
- Por último añadiremos las claras, también con movimientos envolventes, procurando que se baje la mezcla lo menos posible.
- Forrar una placa de horno grande con  papel de hornear engrasado y verter la mezcla sobre el papel.
- Hornear a 175 durante 8-10 minutos. Hasta que lo veamos ligeramente dorado.
- Cuando lo saquemos lo pondremos sobre una hoja de papel de horno espolvoreada en azúcar glas, enrollaremos el brazo, junto con el papel y dejaremos enfriar.

Para el relleno:

- Montar la nata con el azúcar y el queso tipo philadelphia.
- Lavar y trocear las fresas.
- Trocear las nueces.
- Unirlo todo.

Montaje:

- Una vez frío el brazo lo estiramos sobre el papel. Cubrimos con la mezcla de nata y volvemos a enrollar.
- Cortamos los dos extremos, haremos una cortada fina, es para que se vea más bonito.
- Adornamos por encima con un poco de nata y unas fresas y espolvoreamos con azúcar glas.
- Reservamos en el frigorífico.




lunes, 28 de abril de 2014

Coquitos (bolas de coco)



Estos coquitos o bolas de coco las conozco desde que era un adolescente porque las hacíamos en el horno donde trabajaba los veranos. Fué mi primer trabajo y aprendí muchísimo los 3 veranos que pasé en el horno de dulces caseros. 
Pero tuvo que ser Ana del blog Las recetas de mama quien me los recordara. Ella tiene un vídeo donde lo explica estupendamente.
A mi chico le encanta el coco y sabia que le iban a gustar. Si como él sois amantes del coco y os gusta el dulce seguro que os encantan, además no pueden ser más fáciles.




Ingredientes:

- 200gr de coco
- 200gr de azúcar
- 2 huevos grandes

Preparación:

Batimos los huevos, se añade el azúcar y se mezcla todo muy bien batiéndolo con las varillas. Incorporamos el coco rallado mezclandolo con cuidado para que se vaya hidratando el coco con el huevo.
Precalentamos el horno a 200º calor arriba y abajo.
Ponemos papel de horno en una bandeja. Con ayuda de un a cuchara para helados vamos cogiendo porciones y las ponemos en la bandeja.
Horneamos durante 15 minutos hasta que estén doraditos.